El día de ayer Tigres y América se vieron las caras en lo que para muchos fue el duelo más atractivo de la jornada 6, no sólo por lo que este partido ha representado en los últimos años, sino porque ambos equipos contaban con sus ‘joyas’ francesas: Ménez y Gignac.

El partido no quedó a deber, pues contó con emociones, polémica y goles traídos directamente desde Francia, pues ambos jugadores ‘galos’ dieron las anotaciones para que el partido culminara en empate a un gol.

Después del partido Gignac fue cuestionado sobre lo que representaba para el enfrentarse a su compatriota, a lo que éste respondió: “Claro que da placer, fue un juego especial. Fue un juego interesante, pero estuvo muy bien porque los franceses puedan aportar algo a México”.

Además reveló lo que se dijo en un intercambio de palabras con su ‘paisano’, declarando lo siguiente: “le pregunté si estaba bien, si ha estado bien en su integración, me dijo que está feliz por haber empatado, pero me hubiera gustadp conseguir los tres puntos”.

Esperemos que ambos futbolistas nos sigan deleitando con sus pinceladas y su buen fútbol.